Trabajo presencial expone a docentes a contagiarse con coronavirus

mde

A través de una nueva carta dirigida al Presidente de la República, el Colectivo Magisterial Acción Ética Docente sentó su posición frente a la suspensión de clases decretada por el ejecutivo, advirtiendo que la obligación para los docentes de seguir concurriendo a sus sitios habituales de trabajo es altamente riesgosa e innecesaria.

Frente a la rápida propagación en el país del coronavirus, Acción Ética Docente expresó que esta exposición se da en doble vía. Se presenta para la salud y vida de los docentes, pero también, y desde el punto de vista jurídico, para quienes dan la orden de trabajar presencialmente. Según se desprende del pronunciamiento, mientras los docentes se exponen a enfermarse, sus inmediatos superiores se exponen a ser demandados y a responder disciplinaria, civil y penalmente por las probables afectaciones a la salud y vida del personal a su cargo.

Para los docentes es claro, que desde la expedición de la Ley 1221 de julio 16 de 2008, de la Circular 018 del 10 de marzo de 2020 (expedida por Minsalud) y de la Directiva Presidencial 02 de marzo 12 de 2020  existen mecanismos para el desarrollo del trabajo empleando tecnologías de la información y las comunicaciones que bien pueden autorizarse e implementarse en lugar del trabajo presencial. No obstante, ya frente al caso concreto de desarrollar clases virtuales por parte de los estudiantes el tema se vuelve complejo dado que muchos niños y jóvenes en el país están al margen de herramientas tecnológicas y de conectividad en la actualidad.

Según se desprende del texto del pronunciamiento, los docentes no comparten que se les otorgue un trato diferenciado y que su salud y sus vidas y la de sus núcleos familiares importen menos que la de sus estudiantes. Tampoco comparten que se hable de adelantar vacaciones pues ello podría mandar un mensaje equívoco sobre la necesidad real de que tanto estudiantes como docentes permanezcan en sus casas y adoptando medidas de precaución.

Consultamos con un abogado quién sobre el particular nos dijo que las medidas sanitarias deberían ser de rigurosa observancia para la totalidad de los ciudadanos, salvo para quienes hagan parte de la misión médica, acotando que así lo dispone el artículo 368 del Código Penal colombiano el cual reza:

“Artículo 368. Violacion de medidas sanitarias. El que viole medida sanitaria adoptada por la autoridad competente para impedir la introducción o propagación de una epidemia, incurrirá en prisión de cuatro (4) a ocho (8) años.”

El texto completo del nuevo pronunciamiento de ACCIÓN ÉTICA DOCENTE es el siguiente:

A

Doctor
IVÁN DUQUE MÁRQUEZ
Presidente
República de Colombia
E.        S.        D.

Atento saludo.

Referencia: Pronunciamiento frente a decisión de suspensión de clases

El Colectivo Magisterial ACCIÓN ÉTICA DOCENTE saluda y recibe con agrado la medida excepcional y de protección a la salud pública adoptada por su despacho en la tarde de este domingo, en el sentido de suspender clases a partir de este lunes 16 de marzo, respuesta que de una forma u otra atiende a posiciones y solicitudes elevadas a través de las redes sociales por los ciudadanos y a la solicitud formal que en el mismo sentido radicáramos en el día de ayer ante Ud. en nombre de los intereses de los docentes, de nuestros estudiantes, de los padres de familia y de la sociedad en su conjunto.

Advertimos no obstante, que en procura de la salud de los educadores, en conexidad con el derecho fundamental a la vida de los mismos, no debe obligarse al personal docente a correr los  riesgos que significan movilizarse y congregarse en los espacios escolares durante dos semanas (Marzo 16 – Marzo 27)  para la preparación de “planes y metodologías no presenciales de estudio para ser desarrollados por los estudiantes desde sus casas”.

Desde la expedición de la Ley 1221 de julio 16 de 2008 y más aún con la Circular 018 del 10 de marzo de 2020 (expedida por Minsalud) y la Directiva Presidencial 02 de marzo 12 de 2020  existen mecanismos para el desarrollo del trabajo empleando tecnologías de la información y las comunicaciones que bien pueden autorizarse e implementarse en los retos que el presente nos plantea.

Si aún a pesar de lo anterior, se insiste en el trabajo presencial en lugar del virtual, para el caso de los docentes, las autoridades del orden central, departamental y municipal deben dejarlo sentado a través de un acto administrativo, de tal suerte que si se llegare a comprometer la salud y la vida de cualesquiera de los miembros del cuerpo de educadores en el país, como consecuencia de la persistencia en el trabajo presencial de los docentes, se puedan determinar responsabilidades y responsables en el plano disciplinario, penal y civil por parte de quienes sufran afectación siguiendo órdenes de sus superiores.

Diferimos igualmente, y así lo dejamos sentado, que se opte por la fórmula de adelantar vacaciones en los días comprendidos entre el 30 de marzo y el 20 de abril (4 semanas), en el entendido en que a una emergencia nacional no puede otorgársele tal carácter haciendo nugatoria la posibilidad real para el cuerpo docente de disfrutar de este período bajo el espíritu y en los términos en los que fue concebido por el legislador.

Además, consideramos, que es aventurado e irresponsable y crea expectativas irreales el pensar de manera demasiado optimista y apresurada, que el país pueda superar la delicada situación que hoy afronta en tiempos en los que ni siquiera países del primer mundo han podido lograrlo.

Insistimos en nuestra posición y petición para que el Gobierno bajo su dirección avance en el proceso de proveer a las escuelas, y por intermedio de ella a los estudiantes, de herramientas tecnológicas y de conectividad y de plataformas para el desarrollo de la educación virtual que a partir de ahora permitan afrontar la ocurrencia de situaciones similares en el futuro. Además, es importante que se avance en términos de optimización de la infraestructura escolar, posibilitando que cada espacio escolar al que acudan nuestros niños y niñas cuente con la dotación sanitaria adecuada y suficiente y con el presupuesto para la provisión de insumos (como el jabón) fundamentales en la prevención de enfermedades.

Finalmente, advertimos que siempre que las organizaciones sindicales no respondan prevalentemente en la salvaguarda de los intereses y derechos del magisterio, como organización de base y parte del poder constituyente, nos pronunciaremos y orientaremos las acciones de denuncia y jurídicas que sean necesarias y pertinentes para la defensa de nuestros derechos e intereses.

En este caso específico, nos reservamos el derecho, y así lo anunciamos, de accionar en el entendido de que la salud y la vida de los docentes y de sus núcleos familiares son tan valiosas e importantes como la de cualquier ciudadano. No hay vidas de primera y vidas de segunda importancia, hay vidas y la vida es sagrada.

COLECTIVO MAGISTERIAL ACCIÓN ÉTICA DOCENTE

Un comentario en “Trabajo presencial expone a docentes a contagiarse con coronavirus

  1. Elda Cuervo

    En mi colegio hoy fué una profesora muy enferma tenía mucha gripe y disfonía, muy indispuesta, fué al servicio médico Sumimedical y ni la incapacitaron , según el medico mo podía porq no tenía fiebre. Por lo q.em el papel cabe todo literalmente pero nada se cumple, a gente q va a estar en distinción con la atención tan precaria q tenemos.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s